Estados Unidos aún no le dice adiós al Título 42

Migrantes expulsados de EE.UU. y enviados de regreso a México bajo el Título 42. Imagen tomada de: CNN

Compartir en:

El Título 42 sigue vigente y miles de inmigrantes se mantienen a la expectativa por las deportaciones.

La decisión de un juez federal de Louisiana, de impedir el fin del Título 42, una regla de salud pública activada en marzo del 2020 por la pandemia, significa un duro golpe al desarrollo de la política migratoria del gobierno de Joe Biden.

El viernes el juez federal Robert Summerhays emitió una segunda orden judicial temporal que bloquea la cancelación del Título 42, el cual en los últimos 26 meses ha permitido que sean deportados unos 2 millones de inmigrantes, la mayoría de los cuales huyeron de sus países en busca de asilo en Estados Unidos.

El viernes, 72 horas antes de la fecha anunciada por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) para comenzar con el retiro de la controvertida política, la corte de Louisiana ratificó la sentencia. 

Vale recordar que la demanda proviene de 23 estados encabezados por Arizona, los cuales aplaudieron el fallo y anunciaron que seguirán defendiendo su postura para evitar una mayor crisis migratoria en la frontera. La demanda surgió porque los estados alegaron que la Administración violó la Ley de Procedimiento Administrativo (APA) al no tomar en cuenta su opinión sobre la eliminación del Título 42.

Por otra parte, la Oficina de Prensa de la Casa Blanca anunció que respetará la decisión emitida por el juez de Louisiana que mantiene vivo el Título 42, pero advirtió que apelará la sentencia y seguirá adelante con los preparativos para seguir administrando la frontera con las herramientas legales con respeto al debido proceso migratorio

Estas son otras de las alternativas que usa Estados Unidos a la política de seguridad sanitaria, Título 42, Título 8 de la Ley de Inmigración (INA) y el Programa Permanecer en México (MPP), también conocido como ‘Quédate en México’, programas que restringen el acceso al asilo en Estados Unidos.

Finalmente, algunas de las voces que se oponen a este fallo alegan que es un daño irreparable a las familias migrantes que están en búsqueda de seguridad. También, “Nuestro país puede estar a la altura de sus más altos ideales al dar la bienvenida a mujeres, hombres y niños en circunstancias que amenazan sus vidas, como lo hemos demostrado más recientemente con nuestro apoyo a nuestros hermanos y hermanas ucranianos. 

Desafortunadamente, la decisión del juez va en contra de esos ideales”, dijo Mary Kay Henry, presidenta del Sindicato Internacional de Trabajadores de Servicio (SEIU). 

Noticia realizada con información de: Univisión